18 dic. 2012

Paisaje otoñal... dedicado a aquellos que piensan con el corazón

Hace unos días, cámara en mano me adentré en las frías montañas de la Serranía de Ronda. Un lugar maravilloso donde perderse y descubrir el contacto con lo que somos, con la madre naturaleza y toda la verdad que tiene que ofrecernos. Con una fina lluvia cayendo, que hacía más íntimo el encuentro, pude realizar estas fotografías:

 










Dos días antes de este perderse en la naturaleza, una amiga muy especial me comentaba sobre el próximo solsticio de invierno de 2012 y como encarar el mundo que viene: "abre tu corazón... transfórmate en amor". Todo estaba dicho y todo estaba por hacer. Lo entendí, se lo agradecí y se marchó. Por ello la siguente foto, sin montaje alguno y captada tal y como la encontré, está dedicada a todos aquellos que empiezan YA a pensar-vivir con el corazón, que están sintiendo su apertura y transcendencia hacia aquello que verdaderamente nos une y no lo que nos diferencia. Todos vosotros también entendereis que las casualidades no existen:



4 comentarios:

  1. me perdí esta entrada pero la he visto ahora.Feliz navidad y feliz inicio de ciclo.Todo va a ir bien

    ResponderEliminar
  2. Gracias Onix por tus siempre cálidos comentarios. Feliz inicio de ciclo y ánimo con la recta final.

    ResponderEliminar
  3. Me han gustado mucho las fotos, Maestro Zen. Son preciosas, la naturaleza siempre me da mucha paz. Me alegro de que cada vez seamos más los que abrimos nuestro corazón al cambio, dando amor a los demás, lo cual considero que es el verdadero camino hacia la felicidad. Voy a seguir leyéndote más a menudo, que ya he visto que en tu último post escribes sobre la meditación, lo cual es algo que me atrae mucho, y tengo muchas ganas de aprender y de absorber todo lo que pueda de la experiencia de quien ya está iniciado en ello. Te deseo una gran entrada en el nuevo año 2013. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Un gran abrazo Pequeña... nos leemos por nuestros blogs.

    :)



    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.